Sobre mí

Una mamá maestra (que es lo que soy) nace de la ilusión de aprender. De vez en cuando la vida, por ser como es, pone en el camino de las personas situaciones difíciles, que nos desequilibran.  En ocasiones las distribuye distanciadas permitiéndote asimilar y en cambio, en otras se dan de forma acumulada. En este último caso la ilusión por «las cosas» suele quedar un tanto tocada. Pero cuando las ganas de aprender y mejorar desaparecen, la cosa se pone realmente seria. Leer diariamente, asistir a charlas y conferencias, escuchar las reflexiones de nuestros pequeños y de nuestros mayores, hacer cursos, disfrutar de y con la conversación de una amiga… en definitiva sentir que se aprende de cada momento de la vida son «buenas cortumbres» que no deben faltar en nuestro día a día.

Pues exactamente eso es lo que esta mamá maestra pretende hacer desde aquí: poner en práctica esta «buena costumbre» de compartir conocimiento, y hacerlo de forma agradable, divertida, cotidiana y familiar, como una buena velada con amigos.

¿Os animáis? Bienvenidos y gracias por visitarme.